AlphaZero revoluciona la ciencia

El programa que introdujo conceptos rompedores en 2017 sacrifica una pieza a muy largo plazo a cambio de actividad, armonía y dinamismo

La revolucionaria irrupción de AlphaZero en 2017, ganando por una goleada de escándalo (28 victorias, 72 empates, ninguna derrota) a Stockfish, el mejor jugador inhumano hasta entonces, marca uno de los grandes hitos en la historia del ajedrez. Pero no solo del ajedrez porque, como ya ocurrió cuando Deep Blue (IBM) derrotó a Kaspárov en 1997, lo aprendido en el deporte mental (también en el go), ha sido muy útil poco después en campos muy importantes de la ciencia. La empresa Deep Mind, creadora de AlphaZero y perteneciente a Google, logró en 2020 el mayor adelanto en la historia de la biología: descifrar el comportamiento de las proteínas, un elemento esencial para la vida.

Volviendo al ajedrez, AlphaZero no dispone de una base de datos con más diez millones de partidas (jugadas desde el siglo XVI hasta hoy) como sí tienen otros jugadores de silicio. A AlphaZero solo le programaron las reglas básicas para que luego disputase millones de partidas contra sí mismo y aprendiese de ellas. Por eso, su estilo es muy rompedor. Por ejemplo, con asombrosos sacrificios de pieza a muy largo plazo, como el de la magnífica partida de este vídeo.

Sobre la firma

Leontxo García

Periodista especializado en ajedrez, en EL PAÍS desde 1985. Ha dado conferencias (y formado a más de 30.000 maestros en ajedrez educativo) en 30 países. Autor de 'Ajedrez y ciencia, pasiones mezcladas'. Consejero de la Federación Internacional de Ajedrez (FIDE) para ajedrez educativo. Medalla al Mérito Deportivo del Gobierno de España (2011).

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS